Dirección General es una tira de prensa creada por Patricio Ducha y Roberto Burgazzoli sobre una idea de Francisco Pomares, dibujada en la actualidad por Ángel Marrero, con guiones de Ducha y Pomares. La tira se publicó ininterrumpidamente -de lunes a sábado y durante más de nueve años- en La Opinión de Tenerife, dando lugar incluso a un ‘spin off’ de uno de sus personajes -la secretaria Menchu- que hizo sus correrías durante algo más de un año en La Provincia.
Dirección General dejó de salir el 10 de febrero de este año en La Opinión de Tenerife, pero las andanzas de sus personajes -el Dire, su secretaria Lita, Ambrosio el chofer y las funcionarias Cande y Luisa- volverán a este blog a partir del día 13 de abril.

¡POR FIN, MAÑANA!

El Dire y los suyos

El DireLita, la secretariaAmbrosio, el chóferCande, la funcionariaJulio el administrativoMencgu, que se fue a trabajar a Las PalmasLuisaCarlos Puertas, el informático

Con el Director General trabaja su secretaria enchufada, Lita, afiliada a Coalición Canaria como el Dire, pero a la que la política no le importa mucho. A Lita lo que le gusta es ir a conciertos y a la playa. Luego están los funcionarios: el más antiguo es Ambrosio, el chófer del Dire, que es palmero y conoce a todos los funcionarios palmeros del Gobierno de Canaria, que son como diez mil y pico. También están Cande y Julio, dos administrativos que trabajan cerca del despacho del Dire, y la antigua secretaria del Director General, la recordada Menchu, que se fue a trabajar a Las Palmas, porque estaba harta de que los altos cargos que ven´çian por la Dirección General le tiraran los tejos. Y Luisa, que es un pozo de sabiduría funcionarial, y ha sobrevivido veinte años a muchos directores generales y el informático Carlos Puertas, que no ha logrado arreglar uin ordenador estropeado en su vida, pero es capaz de bajar películas y música con los ojos cerrados. Es por eso un tipo muy popular en la Dirección General.

Asiduos de la Dirección General

Er GorfoAngela, Primera DamaEl cuñaoPepe Verde, el antisistema

Luego están los visitantes más asiduos de la Dirección General. El que más va por allí es ‘er Gorfo’ , un amigo empresario del Dire, que suele encerrarse con él en su despacho. Algunas veces se deja un maletín, pero siempre es el Dire el encargado de devolvérselo. Otra asidua es Ángela, la Primera Dama, señora del Sheriff Pau y conocida entre los funcionarios por el nombrete de ‘tú sabras’. Va mucho por la Dirección General porque le coge de paso para ir al Ayuntamiento -ella es concejala, aunque ahora no tiene mucho trabajo-, y para dar instrucciones a las funcionarias sobre com deben tratar a su marido, que es el jefe del Dire. Luego está ‘el Cuñao’, que es un pesado que va pidiendo entradas gratis para los partidos del Tenerife, o que le recalifiquen alguna maceta, y que siempre que va por la Dirección General se lleva un paquete de 500 folios o una caja de clips o un juego de rotuladores. Su único trabajo copnocido es leer los periódicos, y sueler hacerlo gratis, en el bar que hay debajo de la Dirección General. Luego sube a comentar las noticias, y los funcionarios se le esconden. Y otro que va mucho es Pepe Verde, el antisistema primo segundo de Luisa que anda colado a Cande. Pero Cande no le hace el más mínimo caso. Claro, sólo la invita a salir cuando hay manifestación contra el Puerto de Granadilla, la ampliación del anillo insular o la segunda Pista de Los Rodeos.

Los que más mandan

El sheriff PauJuanferPepemanu ZoriaRománEl beato CastroAnitaLinaMomo

El jefe del Dire es el Sheriff Pau, ‘capo di tutti i capì’ en el Gobierno, gracias a un pacto con Pepemanu Zoria. Los dos suelen estar muy enfadados con Juanfer, que sin embargo es amigo de Román. Y Román se lleva bien con el Beato Castro, que iba para monja, pero se quedó presidiendo el Parlamento.
Luego está Anita, una diputada del partido del Sheriff, pero a la que el Sheriff no quiere ver ni en pintura. Anita fue jefa de la mujer del Sheriff y la despidió por lianta, y claro, el Sheriff no le ha perdonado que se la devolviera. También aparecen alguna vez por la Dirección General la Delegada Lina, que es chiquita pero matona y anda siempre en líos, y el alcalde Momo, un buenazo que se lleva bien con todos menos con Juanfer. Aquí sólo caben estos ocho, pero en la Dirección General hay sitio para muchos más.